10 abr. 2010

La "belleza" secuestrada por la "utilidad"

Rebuscando en mis libros de la carrera he vuelto a leer el prólogo de Dominios Algebraicos Numéricos, del genial Antonio Aizpuru. Y he leído un párrafo que, como casi todos los suyos, no tiene desperdicio, y que transcribo aquí:

Quisiéramos aquí, hacer una reflexión que consideramos necesaria. Empezamos a echar de menos la existencia de una enseñanza claramente preuniversitaria y sin complejos, que sea amplia y académica. La enseñanza de las matemáticas es un problema que tiene que resolverse en su globalidad, desde los cuatro años del alumno hasta la finalización de sus estudios universitarios, los peldaños por donde el conocimiento del alumno avanza deben ser meditados para evitar los saltos bruscos. La paulatina degradación de la enseñanza preuniversitaria trae como primera consecuencia que el alumno no conozca ni el contenido elemental ni el método de las distintas disciplinas clásicas y por tanto que se encuentre desorientado a la hora de elegir sus estudios. Son ya muy numerosos los jóvenes que acceden a estudios científicos no habiendo estudiado, en casi ningún caso, una demostración matemática. Las matemáticas quedan así reducidas a una serie de reglas y operaciones carentes de sentido, nos parece que a esto se le llama ahora "matemática instrumental", pero realmente es "nada" y lo que es "nada" raramente puede ser instrumento de "algo". Empezamos a sospechar el que exista la tentación de reducir el último curso preuniversitario a una colección de reglas prácticas para superar con éxito el examen de ingreso en la universidad, prescindiendo de la enseñanza de los aspectos más hermosos de cada una de las disciplinas. La "utilidad" tiene ahora secuestrada a la "belleza", pero lo peor de todo es que además con frecuencia la tortura.



Se trata de una triste verdad que debemos ir invirtiendo poco a poco. Pero por desgracia, quince años después de que fuesen escritas, estas ideas parecen tener más vigencia que nunca.


Aprovecho para recomendar el libro anterior a todo aquél que quiera introducirse en el hermoso mundo de las matemáticas desde el completo rigor. Es una auténtica obra de arte.

No hay comentarios:

Publicar un comentario